La frecuencia de lavado ideal para tener un pelo increíble

"Cuanto más a menudo te laves, menos te durará limpio" y es cierto, según las necesidades de tu cabello descubrí la mejor frecuencia para el lavado

martes 7 de agosto de 2012 | 12:24 hs

zoom
La frecuencia de lavado ideal para tener un pelo increíble

Lavado del cabello

Buenos Aires.- Lo primero es prestar atención a las necesidades de tu cabello. Esta es la mejor forma de saber cómo mantener su estabilidad y ganar en belleza pero sin perder en salud. El objetivo: un pelo limpio, bonito y sano. Y sin abusos de shampoo.

Es primordial entender que no hay "recetas generales". Cada persona, dependiendo de si su pelo y cuero cabelludo -graso o seco, corto o largo, claro o moreno- tiene sus propias necesidades. Además, lo cierto es que los expertos tampoco se ponen de acuerdo acerca de la frecuencia de lavado ideal.

Lo que sí aconsejan los dermatólogos y los estilistas profesionales es que hay que frenar el abuso (con distintos shampoos), que maltratan el ph de la piel e incluso acaban provocando heridas, irritaciones o caspa por un mal enjuague.

Estos son los consejos que más te interesan para tener un pelo sano en sólo dos semanas:

1.- Usar el shampoo adecuado: Olvídate de lavarte con el mismo shampoo que tu madre, que tu hermana… cada pelo tiene características propias, así que dale lo que necesite. Si eres de las que te lavas el pelo a diario conviene que combines un shampoo muy fino con otro extra suave. Así evitas dañar el cuero cabelludo. Pero recuerda, cuanto más a menudo te laves el pelo, menos te durará limpio.

2.- Masaje capilar: El pelo se debe tratar con delicadeza. Enjabónalo con un suave masaje desde la nuca hasta el cuello y así activarás la circulación.

3.- Acondicionador: A parte del shampoo, todo tipo de pelo necesita un acondicionador ya que hidrata, protege y permite manejar mejor el pelo, y un baño de crema adecuado una vez por semana.

4.- Si tienes el pelo rizado, aplica el acondicionador en toda su longitud y no lo enjuagues en demasía.

5.- Si tienes el pelo lacio y fino sólo aplica un poco en las puntas pero acláralo muy bien.
El aclarado es clave: Empieza con agua templada y termina con agua fría.

grafico
grafico